Asombroso: Ansón atribuye a Pablo Iglesias la “orquestación” de la moción de censura que echó a Rajoy

No es la primera vez que el veterano periodista monárquico dedica encendidos (e inexplicables) elogios al declinante líder de Podemos, al que califica de “leninista flexible”

356
Para Ansón Pablo Iglesias es un genio. RTVE
Para Ansón Pablo Iglesias es un genio. RTVE

Luis María Ansón, a quien he tratado en el pasado y por el que sigo teniendo la admiración profesional de siempre, viene sorprendiéndonos a casi todos con los encendidos elogios que (sin necesidad) suele dedicar a Pablo Iglesias. Desde hace años, Ansón piropea las muchas y extraordinarias cualidades que cree ver en el líder podemita, pero esta vez al veterano periodista le ha debido fallar (o engañar) la fuente y se ha atrevido nada menos que a atribuir a Iglesias la “orquestación” de la moción de censura que echó a Rajoy, una operación fraguada en realidad en el núcleo político duro de Sánchez, con el apoyo de Iván Redondo. Nada que ver con la versión de Ansón.

Ansón y un servidor de ustedes coincidimos durante una larga temporada al comienzo de la Transición Democrática en encuentros, reuniones y actos, él como presidente de la Federación de Asociaciones de la Prensa de España y yo como presidente de la Asociación de la Prensa de Extremadura. Monárquico declarado, defensor de la monarquía en época de Franco –lo que le causó no pocos problemas, entre ellos el exilio- y colaborador de Don Juan de Borbón, puso luego su lealtad ciudadana al servicio de su hijo el nuevo monarca y, en los inicios de su reinado, organizó el primer encuentro de Juan Carlos con todos los presidentes de los periodistas de España –entre los que yo me encontraba-, en una recepción que se celebró en el palacio de La Zarzuela. Digamos que aquello fue, por obra y gracia de Ansón, una especie de puesta de largo del nuevo rey ante los representantes de todos los periodistas españoles de la época (principios de 1976).


Pedro Sánchez es presidente del Gobierno gracias a la sagacidad política del dirigente de Podemos que orquestó una moción de censura ante la que no supo reaccionar Rajoy” (Luis María Ansón).


Luis María Ansón sigue siendo un declarado monárquico y, sobre todo, un gran periodista y un prestigioso escritor y académico, cuya generosidad incluso con el adversario ideológico le permite devaneos como los que comentamos. Pero que un monárquico a ultranza se detenga a elogiar (sin necesidad) a un personaje como Pablo Iglesias, cuya estrategia política está claramente orientada a volar el “Régimen del 78” –como él llama al período de prosperidad y libertad más duradero de la historia de España-, a acabar con la monarquía parlamentaria y a apoyar las tesis de los independentistas catalanes, vascos, gallegos, valencianos, baleares o canarios, se entiende poco. Pero lo último raya ya en lo incomprensible.

Ansón viene dedicando encendidos elogios a Pablo Iglesias desde hace tiempo. A lo largo de los últimos años le hemos leído –con creciente asombro- reiterados piropos valorando la inteligencia política, la oratoria, su cualificación como profesor universitario, etc. etc. del declinante líder podemita, al que a toda costa Ansón quiere meter –no será con su calzador- en un gobierno de coalición con el PSOE. En los últimos años el veterano periodista le ha dedicado a Pablo Iglesias más titulares de su columna CANELA FINA, en El Mundo, que a ningún otro político actual.

Luis María Ansón sigue fascinado con Pablo Iglesias a pesar del declive de este. RAE-FUNDACIÓN JUAN MARCH
Luis María Ansón sigue fascinado con Pablo Iglesias a pesar del declive de este. RAE-FUNDACIÓN JUAN MARCH

La antología de piropos es colosal y la defensa que Ansón hace de Iglesias, incluso en el asunto del casoplón de Galapagar que el periodista defiende a capa y espada. Todo eso causa vergüenza ajena viniendo de quien viene y dirigiéndolo a quien lo dirige. Veamos unos ejemplos entresacados de algunos de sus artículos:

LOS PIROPOS DE ANSÓN A IGLESIAS

EL ÉXITO DE PODEMOS OBRA DE IGLESIAS: “El éxito de Podemos se debe sustancialmente a la inteligencia de su líder Pablo Iglesias. Cuando habla en público, cuando maneja las redes sociales, cuando se expresa ante las cámaras de televisión, cuando debate en las tertulias, contrasta con la inmensa mayoría de los políticos que balbucean, reiteran los mismos argumentos, se repiten y aturullan. Iglesias, al margen de que se coincida o se discrepe de lo que dice, expone sus ideas con claridad, es conciso en la expresión, contenido en los ademanes, convincente con la mirada. No hay en él ni presunción ni prepotencia. Se dirige a todos desde la sencillez. (…) Pablo Iglesias es capaz de ganar votos sin desprenderse de la coleta de caballo percherón con la que se adorna” (22.12.2014).

UNO DE LOS POLÍTICOS MÁS IMPORTANTES: “Pablo Iglesias, que encarna el comunismo del siglo XXI, es uno de los políticos más importantes surgidos en España en los últimos tiempos. En un par de años, ha pasado de la nada a acumular 5 millones de votos y 70 diputados. (…) Iglesias es un hombre muy inteligente, un político audaz y provocador, un profesor universitario prestigioso, un intelectual de notable cultura. (…) Durante las 14 horas de la moción de censura, demostró serenidad y solidez. Sin un aspaviento, sin un gesto de cansancio, desplegó su capacidad dialéctica, descargó su ironía, multiplicó sus sarcasmos y encandiló a los suyos. Ni Ciudadanos ni el PP deberían desdeñar la calidad política de Pablo Iglesias. El fundador de Podemos no es un ave pasajera ni una anécdota fugaz en la vida pública española. Permanecerá durante largos años. (…) Pero, desde su leninismo flexible, está sometiendo a Pedro Sánchez a una eficaz lidia al natural, preparando la estocada hasta la bola, que es lo que temen muchos socialistas encabezados por Felipe González. La tentadora muleta de la presidencia del Gobierno está sabiamente desplegada y Pedro Sánchez terminará, quizá, por embestirla” (20.07.2017).


“Se equivocó Iglesias al no exigir al nuevo presidente tres o cuatro ministerios” (Luis María Ansón).


EL CHALÉ: “Pablo Iglesias es un político inteligente, serio y capaz. (…) La objetividad exige, en todo caso, el reconocimiento de la calidad como político de Iglesias, demostrada, por cierto, hasta la saciedad a lo largo de las horas en que se mantuvo dialécticamente imbatible durante la moción de censura. (…) En mi opinión, es especialmente dura la campaña de acoso y derribo contra Iglesias con el pretexto del chalé. No se trata de una mansión en la calle de Serrano. Se trata de un chalé a 40 kilómetros de Madrid, como tantos otros en los que viven ciudadanos de la clase media, adquirido a través de un crédito a pagar durante 30 años. Las afirmaciones hechas por Pablo Iglesias en otra época, y que hoy se esgrimen fuera de contexto, se han vuelto contra él. Pero con varios millones de votos a la espalda, con un trabajo abrumador y una dedicación a tiempo completo, con una familia a la que atender y unos niños que llegan, parece lógico y razonable que aspire a una vida más cómoda y ojalá que eso se pudiera extender cada vez a más gente.” (23.05.2018).

EL MEJOR ORADOR: “Retirado Duran Lleida, el líder podemita es el mejor orador parlamentario con que cuenta el Congreso de los Diputados. Se trata, además, de un profesor universitario serio y dialogante, acompañado siempre de un notable equipaje cultural. Sencillo, desprovisto de presunción personal, sincero y constructivo, Pablo Iglesias es un político al que no se puede desdeñar, entre otras razones porque en su cestón de votos llegó acumular los 5.000.000.” (17.12.2018).

Según Ansón, Pablo Iglesias orquestó la exitosa moción de censura. RTVE
Según Ansón, Pablo Iglesias orquestó la exitosa moción de censura. RTVE

“LA MOCIÓN LA ORQUESTÓ PABLO”

Las citas reseñadas solo son algunos ejemplos de las numerosas ocasiones en que Ansón no se ha recatado en alabar, defender y promover a Pablo como “líder político incuestionable” (el entrecomillado es mío). Si el lector tiene la curiosidad de buscar en Internet, hallará muchos ejemplos más. Pero donde el incomprensible entreguismo intelectual de Ansón a Pablo Iglesias llega al paroxismo es en su última columna, publicada ayer en El Mundo. En ella, el veterano periodista llega incluso a atribuir a Iglesias la autoría de la moción de censura contra Rajoy, cuando la realidad es que la idea de la moción venía siendo acariciada por el núcleo duro de Sánchez desde semanas atrás, a la espera de la condena del PP por corrupción, y ultimada en el momento que surgió la oportunidad por el equipo político del que iba a ser el nuevo presidente del gobierno, con el apoyo además de su “gurú” de cabecera, Iván Redondo.

En esa columna, titulada Las razones de Iglesias, Dice Ansón: “Pedro Sánchez es presidente del Gobierno gracias a la sagacidad política del dirigente de Podemos que orquestó una moción de censura ante la que no supo reaccionar Rajoy. Se equivocó Iglesias al no exigir al nuevo presidente tres o cuatro ministerios. Sánchez se aprovechó de la parafernalia del poder, multiplicó sus apariciones en los medios de comunicación y oscureció al hombre que le había sentado en la silla curul de Moncloa. El nuevo presidente recuperó, a costa de Podemos, un considerable número de los votos perdidos en la izquierda por el PSOE. La pirueta Errejón fragilizó aún más la estabilidad de Iglesias. (…) En todo caso si Sánchez quiere mantenerse en un planteamiento de izquierdas necesita contar con los diputados de Iglesias. Y do ut des. Es completamente razonable que, a cambio de ese apoyo, aspire a ocupar algunos ministerios. Otra cosa sería repetir el error que cometió tras la moción de censura. Iglesias es un profesor universitario con un notable equipaje cultural. En varias cuestiones sustanciales, mis discrepancias con él son completas, pero sería absurdo negar que ha demostrado calidad de gran orador, especialmente dotado para la dialéctica parlamentaria. Se comprende que a Sánchez le preocupe tenerle al lado porque en cualquier momento se lo puede merendar con patatas a las finas hierbas. Pero las razones de Iglesias para participar en el Gobierno no derivan del voluntarismo político. Están ahí claras y coherentes. Las respalda el sentido común” (Las razones de Iglesias).

RECÍPROCA FASCINACIÓN

No hay duda de que entre Ansón e Iglesias se da una recíproca fascinación, con tres componentes, el paterno-filial, el mediático y el periodístico-político. No hay más que ver la entrevista que el declinante líder podemita le hizo al veterano periodista en su programa televisivo Otra vuelta de tuerka.

Muy posiblemente Ansón terminó de quedar fascinado con Iglesias en el transcurso de este inopinado –e impúdico- acto televisivo, en el que, no hay duda, el político terminó de llevarse a su terreno al sagaz periodista. Desde entonces, Ansón sostiene que Pablo Iglesias debe estar en el gobierno con Sánchez y disponer, además, de “tres o cuatro ministerios”.

(José Mª Pagador es periodista y escritor, y fundador y director de PROPRONews. Su último libro publicado es la novela El Viaje del Tiburón – Caligrama Penguin Random House).

SOBRE EL AUTOR

José Mª Pagador y Rosa Puch, casi 100 años de periodismo

OTROS ARTÍCULOS

Pablo Iglesias, del rap al R.I.P.

Injustificado ataque de celos del frustrado asaltante de los cielos

Cádiz: la “Kichi´s Revolution”

Follar, no sé, Pablo, pero joder, jodes divinamente

El banco de los independentistas financia el casoplón de Iglesias y Montero

¿Qué diría Iglesias si Rajoy o Rivera tuvieran de segundo a sus mujeres?

Pablo Pasado: regreso al futuro del aznarato

Como Pedro Durán, Pedro Sánchez también desafía a la gravedad

La hora de Pedro Sánchez